Apatzingán y la traición de la oposición

Publicado por

La muerte tiene permiso en México. Esa es la brutal realidad. Apenas antier la CNDH denuncio que en enero de este año policías federales mataron a personas que no tenían armas ni representaban una amenaza para su vida.

No es una denuncia anónima, no es un rumor, es un reporte oficial de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos. ¿Y saben cuántos de los llamados diarios nacionales mantuvieron la noticia al día siguiente? Ninguno.

Entendamos la dimensión de la historia: una autoridad acusa a la Policía de una ejecución extrajudicial y no es tema en el país, nadie pierde su cargo, nadie es acusado, y la única respuesta de la Federal es que está dispuesta a que investiguen a sus miembros, como si eso fuera una concesión.

¿Cómo entender esta fractura social en la que nada tiene consecuencias? En parte, porque nuestra capacidad de escandalizarnos está agotada. Ya nada nos sorprende, nada nos enoja, nada nos moviliza. Dudo que el desfile de escándalos fuera una estrategia premeditada pero da igual, el efecto fue la construcción de una sociedad que ya no reacciona. El fuego le quema y no es capaz ni de gritar, muchos menos de moverse.

Pero es peor. Por que a la apatía social – por impotencia o costumbre, no sé –  le acompaña la indiferencia cómplice de su clase política.

Que el gobierno minimice el reporte de la CNDH es criticable pero comprensible pues ya no quiere más presión, pero que lo haga la oposición no solo es inmoral sino absurdo para quien se supone debe ser un vigilante y contrapeso del poder.

¿De qué habló ayer López Obrador? De Ricardo Anaya, a quien le dijo que estaba muy pollo, y de Margarita Zavala, que dice que es una extensión de su marido, en medio de un pleito que solo tiene que como fin la proyección de los involucrados rumbo al 2018, su única preocupación.

Esa fue la respuesta del principal líder de la oposición. Y ni hablar del silencio de los panistas, de Agustin Basave – nuevo dirigente perredista- y del resto de la clase política enfocada en la salida de Escobar de Segob, tema que les ofrece más rentabilidad política que hablar de una ejecución y de cómo establecer una investigación seria que castigue a los responsables y que se asegure de que algo así no vuelva a ocurrir.

Por que una cosa es segura: si este caso no tiene consecuencias, volverá a pasar una y otra vez porque la impunidad es el mayor estímulo para la repetición de un crimen.

Sin duda hoy México vive una crisis política profunda porque el gobierno está envuelto en escándalos y descrédito, y porque la oposición que debería ser el cause para la protesta, vive instalada en una simulación cómplice que no deberíamos tolerar.

Anuncios

4 comments

    1. Te lo repito por acá: AMLO dice que es distinto y no encontré que dijera nada del tema. Si lo tienes mándamelo. Solo anda en su agenda igual que todos los demás, nomás que nadie le pide cuentas. Saludos.

  1. Y en todo ello, estimado Mario, aflora la mala calidad de una ciudadanía desinformada, entretenida y quejumbrosa, pero nada más. Saludos cordiales. Luis Gutiérrez Rodríguez.

    ________________________________

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s