Hace un mes – exactamente el 18 de junio – escribía en este espacio que estaban dadas todas las condiciones para que finalmente naciera el relevo del petróleo: altos precios, presiones ambientales, una demanda social que exige alternativas y una comunidad científica-tecnológica inédita en la historia de la humanidad.

Bueno, pues eso que planteaba tan sólo como una hipótesis ha sido lanzado como una bandera política, una causa, una cruzada histórica, ni más ni menos que por el único ganador de un Oscar y Nobel, el ex vicepresidente de Estados Unidos, Al Gore.

No sé que respuesta vaya a encontrar pero no habría que dejarlo sólo como una ocurrencia. No descarten que si Obama gana, se convierta en uno de sus principales motores de gobierno. Nada como un gran sueño para unir y mover a un país, y la meta anunciada no es cosa menor si de lo que se trata es de cambiar la historia.

Aquí un fragmento del discurso. (Aquí en texto)

Más información aquí

Anuncios